5 consejos para llevarse bien con el prójimo

Para muchos, llevarse bien con las personas que se encuentran constante e incesantemente a su alrededor, puede tornarse una tarea titánica, especialmente cuando se tiene a ser territorial, sacar a flote las diferencias con facilidad, y constar de poco interés por hacer empatía con el resto.

Lo cierto es que, llevarse bien con el prójimo es todo un arte, y a través de esta publicación que hemos desarrollado, intentamos presentarles una lista de cinco consejos útiles para llevarse bien con los demás.

Para llevarse bien e incluso ser mejora persona

No solo son un aporte para lograr excelentes relaciones con las personas que nos rodean, también desde una perspectiva crítica, infieren en mejorar como persona dentro de la sociedad.

  1. Establecer correctas comunicaciones. Es muy necesario ser claro al momento tener claridad siempre en los datos puntuales que se le van a comunicar a nuestro prójimo, especialmente cuando es para realizar futuras acciones; se precisa una buena claridad para no dar lugar a múltiples interpretaciones y posiblemente caer en futuros altercados. De igual forma, siempre es bueno comunicarse con respeto, amabilidad, y sobre todo, asertividad.
  2. Colaborar, y ayudar en lo posible a los demás. El resultado mínimo de ello puede ser una sonrisa, viéndose citadas toda clase de gamas de posibilidades en lo que respecta a agradecimientos y dedicatorias que la persona ayudada pueda realizar. Consiste en sobrellevar cierta situación en la que notemos que un individuo requiere de ayuda, y donde, es un momento perfecto para nosotros echarle una mano. Ayudando a otros desinteresadamente, permite extrapolar la situación, y muy probablemente alguien va a ayudarte cuando lo necesites.
  3. Ser acomedido y ponerse en los zapatos del otro. Aquí arriba lo que se conoce como “ver desde la perspectiva del prójimo”, lo que infiere siempre en tratarlos acorde a como tú desearías que te trataran; bien. Y también poniendo atención en la manera probable en la que se está esa determinada persona, sintiendo en el momento.
  4. Cuidar de los lazos y de la confianza de la otra persona. Hay que evitar sobre todo abusar de la confianza que una persona nos ofrece; por ejemplo, si vemos que alguien es algo permisivo y muy amable, hay que quitarse el pensamiento que acaba llegando, de que podemos “pisarlo y pasarle por delante”.
  5. Intentar ser optimista o no hacer presente lo negativo. Si quieres que las personas te vean desde una perspectiva siempre positiva, busca sacar a relucir el optimismo hasta de las cosas más negativas; no es raro que las personas busquen estar cerca de quienes hablan sobre optimismo y esperanza, en lugar de quienes se la pasan renegando las cosas malas de la vida, sus impotencias, y sus imposibilidades. ¡Se optimista hasta en los peores momentos!

Aprovecha los consejos para llevarse bien con el prójimo citados a continuación. Recuerda que lo que siembres es lo que a futuro vas a cosechar, por lo que si siembras prosperidad… Ya sabes lo que vas a recibir.

Artículos Relacionados